Estación de ferrocarril de Stadelhofen


Estación de ferrocarril de Stadelhofen





La estación de trenes de Stadelhofen se encuentra en Zúrich y sus inicios la indican como construida en los años 1894 y modificada por el famosos arquitecto español Santiago Calatrava en los años 1990 que aplico acero y construcciones de cementos con criterios artísticos de Gaudí  mezclados con la tendencia del Neo-Art. La estética espacial de la estación integra los sectores de tránsito de andenes con la zona de las galerías comerciales y de los jardines y plazas que rodean a la estación. Esta particular estación de trenes tiene una forma casi circular.

Estación de ferrocarril      de Stadelhofen

Los distintos niveles de las vías férreas  de las calles aledañas a la estación es otra de las variantes que la destacan de otras estaciones del circuito. La estética lograda por Calatrava no fue una tarea sencilla ya que se escavo una colina para poder realizar una serie de pasajes aéreos y subterráneos para comunicar a toda la estación de manera ágil y práctica. Los pasadizos tienen una forma de techos semi abiertos de planchas de acero y cristales con barandillas de metal que combinan perfectamente con el estilo determinado.

Estación de ferrocarril de Stadelhofen

Los ladrillos de vidrio colocados en los techos permite la iluminación natural durante las horas del día. Los esqueletos metálicos que soportan los techos de cristal se encuentran con separaciones de nueve metros unidos entre sí por tubos de tensión de donde partes en forma de rayos los soportes de los cristales de los techos. La estación cuenta con todos los adelantos como escaleras mecánicas de ascensos y descenso junto a una serie de ascensores para personas con movilidad reducida.