Metodología del diseño


Metodología del diseño





Para realizar cualquier tipo de diseño primero hay que tener conocimientos plenos de la técnica que se aplicará y de las necesidades expresas del interesado. Hay diseños de planos para construcción de edificios de gran altura, de viviendas particulares, de puentes, de fábricas, de plazas, de parques y jardines como así también diseños para la fabricación de una máquina especial para desarrollar alguna tarea determinada. Las metodologías del diseño son como la escritura que puede ser leída por cualquiera que no sea el mismo ejecutante de la obra.

Metodología del diseño

Los diseños tienen un sistema de aplicación y una forma determinada de ejecución para que el proyecto sea sencillo de interpretar. En muchas oportunidades los creadores del diseño no son los que llevan adelante la obra, en estos casos  los planos o bosquejos de construcciones tienen que ser de clara interpretación por los profesionales constructores que ejecutarán la obra sin necesidad de consulta constante con el creativo que diseñó el proyecto por no ser precisas las indicaciones graficadas.

Metodología del diseño

La metodología del diseño tiene un derrotero a seguir partiendo de las necesidades del cliente y pasando por distintas etapas donde no hay que dejar al azar ningunas de las consideraciones fundamentales. Las “precisiones y los análisis de cada punto” para llegar a la solución final son los caminos que se deben transitar con cuidado para obtener el resultado esperado sin sorpresas desagradables. El diseño es el primer paso de cualquier proyecto y la metodología aplicada es el reaseguro de poder llegar al final de la obra iniciada con un resultado alentador y positivo.